Mundo Laboral

La Pastoral del Trabajo se reúne en Ávila con el compromiso de llevar el mensaje de la fe al mundo laboral

La Pastoral del Trabajo se reúne en Ávila con el compromiso de llevar el mensaje de la fe al mundo laboral

Las XXIX Jornadas Generales de la Pastoral del Trabajo en Ávila resultaron ser un espacio de encuentro y reflexión. Bajo el lema «La transversalidad de la pastoral del trabajo en la pastoral general de la Iglesia«, el encuentro permitió abordar temas relevantes para la labor que realizan en las diferentes diócesis.


Entre los participantes se encontraban responsables de la pastoral del trabajo, equipos parroquiales (EPO), miembros de varios movimientos de militantes obreros cristianos, como Acción Católica Obrera, Hermandades del Trabajo, HOAC y JOC, así como representantes de Cáritas.
Durante las jornadas se llevaron a cabo diversas actividades, como oraciones, reflexiones, diálogos y denuncias sobre la situación actual del mundo laboral y la importancia de la pastoral del trabajo en la Iglesia.

5/5

En el inicio de la jornada, se contó con la presencia del Obispo de Osma-Soria y responsable de la Pastoral del Trabajo de la Conferencia Episcopal Española, Monseñor D. Abilio Martínez Varea, y del director del departamento de esta pastoral, D. Antonio Javier Aranda. Ambos explicaron los contenidos del evento y animaron a una participación activa.

A continuación, Maite Valdivieso, responsable de la pastoral obrera de la diócesis de Bilbao, presentó la ponencia con el título de las jornadas. En su presentación, subrayó el proyecto de Dios como: «un proyecto de comunión y humanización«, destacando el trabajo como una vocación humana y cómo Dios ha confiado el mundo en nuestras manos.

Durante su intervención, invitó a soñar juntos en la fraternidad, abarcando aspectos sociales, culturales, ecológicos y eclesiales, y a descubrir y vivir el trabajo como un lugar teologal y eclesial. Además, hizo un repaso histórico sobre la evangelización del mundo del trabajo, un objetivo esencial de la Pastoral obrera de toda la Iglesia.

Valdivieso instó a renovar la propuesta pastoral para el mundo del trabajo en la actualidad, junto a otras pastorales, movimientos y organizaciones de la Iglesia, instando a descubrir nuevos retos y llamadas, superando inercias y explorando caminos creativos.

Para finalizar, la responsable de la pastoral obrera exhortó a profundizar en los sentimientos de Jesús, a seguir sus pasos y a crecer en una espiritualidad basada en la confianza, la fidelidad, la esperanza y también la paciencia, sin olvidar el cuidado de la vida y del trabajo.

El compromiso de la Iglesia en la lucha por el trabajo decente

El domingo, Mons. Abilio Martínez dirigió la Eucaristía, seguida de una charla de Abraham Canales Fernández, el responsable de comunicación y publicaciones de la HOAC y autor de la publicación ¿Qué entiende la Iglesia por trabajo decente?.

Canales presentó los hitos más importantes en la promoción del trabajo decente, recopilando documentos del magisterio de la Iglesia, desde san Juan Pablo II hasta el papa Francisco, así como declaraciones de movimientos eclesiales comprometidos con esta causa.

El trabajo decente es una prioridad fundamental para la Iglesia y su logro depende en gran medida del diálogo. La Iglesia, junto con el laicado, se encuentra liderando los esfuerzos para cumplir con el llamado que san Juan Pablo II y Benedicto XVI hicieron para fomentar el trabajo decente, una de las principales prioridades de la OIT.

Criterios y Pautas para el Trabajo Decente según la Doctrina Social de la Iglesia

La Doctrina Social de la Iglesia ofrece directrices fundamentales que deben seguirse para lograr un trabajo decente, incluyendo la dignidad de la persona, el bien común, la solidaridad y el destino universal de los bienes. El magisterio de la Iglesia destaca que el trabajo decente debe garantizar la dignidad intrínseca de cada persona, ser elegido libremente, contar con una remuneración justa y promover proyectos de vida emancipadores.

Asimismo, debe proteger contra la siniestralidad laboral, ser saludable, permitir horarios que fomenten la vida personal, familiar o espiritual, evitar la discriminación y fomentar la igualdad, promoviendo la formación durante toda la vida laboral y asegurando una jubilación digna (Cfr. Benedicto XVI, _Caritas in veritate_, 63).

Los participantes de las jornadas agradecieron este espacio de reflexión, diálogo y compromiso en el seno de la Iglesia, comprometiéndose a compartir sus conclusiones con toda la comunidad. De esta forma, se busca abordar, desde distintas realidades pastorales, las problemáticas del trabajo, en especial el objetivo irrenunciable de trabajo decente para todos y en todo lugar.

¡Entre todos hacemos MAS!

Para estar al tanto de todas las novedades, leer más artículos y recibir la Revista MAS DIGITAL ¡Suscríbete aquí!

SUSCRIBETE A LA NEWSLETTER
0 0 votos
Article Rating
Subscribete
Notificar de
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
0
Me encantaría leer tu opinión, por favor comenta.x